Problemas en el alquiler

Averia en PC 3

Algunos de los problemas habituales que te puedes encontrar cuando estás de alquiler pueden parecer muy molestos, pero es que en verdad lo son, por ejemplo, una de las cosas que siempre me ha reventado más es el tema de los recibos de la luz y del agua, de las revisiones, de aquellas cosas que debes tener el permiso del propietario para poder modificar. Aunque siendo sinceros, mientras pagues religiosamente cuando toca, los problemas se minimizan mucho, y más con el tiempo, ya que al pasar los meses lo que el propietario quiere es cobrar, ya le da igual que hagas o dejes de hacer mientras el piso quede en condiciones para el siguiente, si le cuidas bien la casa, pagas y no das problemas a los vecinos la cosa funciona a las mil maravillas.

También es cierto que el alquiler tiene sus beneficios, primero que al no ser tu propiedad hay cosas de las que no debes preocuparte, como por ejemplo reuniones con los vecinos, el tema de los impuestos como el IBI o la comunidad, incluso todo aquello relacionado con cosas más estructurales de la propia vivienda, ya que si no fallan, pues ale, para adelante. También algo que a mí me preocupa mucho, es que no quería comprar un piso porque estaba soltero, no era tanto por tener pareja o no, era porque sabía que una cosa es un piso de soltero y otra muy diferente es uno de pareja, y ya ni hablemos de uno con hijos, por eso era algo raro no poder maniobrar mejor con estas situaciones, y ante todo, aunque parezca mentira, es mejor pensar en estos temas antes de meterte en una bonita hipoteca.

Tenía amigos que la habían cagado y mucho con esto, pisos de aquellos que dan repelús por un montón de pasta, y que luego al juntarse con alguien no podían vender, uno incluso acabó vendiendo por menos de lo que le costó y se quedó con una bonita hipoteca a pagar sobre nada. No, el alquiler era una opción mucho más segura, asequible, y además, en unos años estaré en otra situación, o incluso me iré por ahí a conocer mundo. Mejor así.

Buscando el mejor alquiler

Recomendaciones-para-mudanzas-exitosas

La cultura de la vivienda es algo bastante peculiar en España, mis padres me repetían una vez y otra que comprara, que los pisos siempre suben, pero la crisis les hizo ver que todo eso no era cierto, al final les convencí para alquilar, después vino la siguiente discusión, ahora me repetían que buscara particulares, que era mucho mejor, pero las opiniones muchas veces no se corresponden con la realidad, así que yo no les hice caso, primero porque encontré mucho más fácil liarme por internet y poner alertas, que no ir por la calle buscando lo que quería, de hecho, eso me pareció imposible, quería algo muy particular, y no tenía prisa. También quería que fuera todo a través de una empresa, me sentía más seguro, porque no quería tener relación con propietarios de esos que se quejan siempre o que quieren ver que tal esta todo en su propiedad y no te dejan vivir.

Decidí optar por Alquiler Seguro, la verdad es que no les conocía, y de hecho, llegué a ellos de rebote total, más allá de lo que podía pensar, vi en su web un piso cerca de mi barrio, a un precio algo por encima de lo que yo quería, pero pensé que en todo caso valía la pena intentarlo. Siempre está bien tener la seguridad de que te lo gestionan todo. En Alquiler Seguro no tienes que conocer y mimar al propietario, ellos se encargan de todo, te piden datos, tu los entregas y te lo hacen todo, tampoco quería cosas raras, podría hacer gran parte de la gestión por internet, eso siempre me ayuda, y además, estaba todo bastante claro des del primer momento. Una persona era como de referencia, y eso también ayudó.

Así que después de unos días ya estaba en mi piso. Yo pago y listo cada mes, si tengo problemas les llamó y ellos me los solucionan, me dicen que debe pagar cada cual, y aunque es cierto que pongo pegas cuando me toca a mí, está bien saber que el día que le toque al otro, no tendré problemas, es algo mucho más seguro que. Comisiones y cosas de estas estoy seguro que se llevan, pero a cambio, yo vivo tranquilo, que en el fondo es lo que quiero, y nadie regala nada en esta vida. Las demás opiniones pues bueno, cada cual tiene la suya, pero de las opiniones uno se las

Alquiler Seguro Opiniones

Os voy a explicar algo diferente hoy. Cuando buscaba piso decidí hacerlo a través de las típicas páginas de internet que sirven justo para eso. No acabada de encontrar nada que me gustara, o lo más complicado, algunas veces ya estaba todo alquilado cuando llegaba, por eso, cuando me topé con una empresa llamada Alquiler Seguro pensé que podría haber dado en el clavo, básicamente, se trata de una empresa orientada para los propietarios, pero a mí me sirvió para encontrar mi piso, además, también fue una buena forma de tener todo el proceso en profesionales.

Una de las cosas que más me repetían en casa es que estuviera seguro que me iban a dar mil vueltas y que tendría problemas con esto de alquilar. Pero con Alquiler Seguro lo cierto es que ellos se encargan de todo, quizá el piso podía haberlo alquilado algo más barato si fuera un particular, pero cada vez que tengo algún problema puedo llamarles y me lo solucionan, tener asesoramiento en cosas como saber quién paga que y cuando es algo que vale la pena, además, que en el fondo eso de seguro es por las dos partes, ya que tengo todo por internet y se hace todo rápido, un teléfono donde siempre me contestan y además, consigo no tener ni un solo problema con mi casero, que eso siempre viene bien.

En el fondo, se trata de que las cosas vayan bien y avancen, que no hayan problemas. Llega un punto en que la aventura de vivir por separada es tal, que lo más importante es solamente poder estar algo tranquilo y no tener mil cosas en la cabeza, quizá eso es lo mejor de todo, por eso, para mí, alquiler seguro opiniones es una de las opciones más interesantes que puedo tener, y de las que me motivan más.

Debes pensar que si todo va por internet no hay trampas, todo es más limpio, también es agradable tener una oficina física, por internet muchas veces hay casos raros, estafas, precios que luego cuando vas a ver el piso cambia, o lo peor, miles de timos que no sabes ni cómo te los han podido colar, ante todo esto, que queréis que os diga, prefiero algo mucho más seguro, que en esto del alquiler por cada verdad hay tres mentiras, y tener una empresa puntera detrás de ti vale más la pena de lo que parece, para mí la tranquilidad es oro, al menos, estas son mis opiniones al respecto.

Mi vida como soltero

Os voy a explicar algo diferente hoy. Cuando buscaba piso decidí hacerlo a través de las típicas páginas de internet que sirven justo para eso. No acabada de encontrar nada que me gustara, o lo más complicado, algunas veces ya estaba todo alquilado cuando llegaba, por eso, cuando me topé con una empresa llamada Alquiler Seguro pensé que podría haber dado en el clavo, básicamente, se trata de una empresa orientada para los propietarios, pero a mí me sirvió para encontrar mi piso, además, también fue una buena forma de tener todo el proceso en profesionales.

Una de las cosas que más me repetían en casa es que estuviera seguro que me iban a dar mil vueltas y que tendría problemas con esto de alquilar. Pero con Alquiler Seguro lo cierto es que ellos se encargan de todo, quizá el piso podía haberlo alquilado algo más barato si fuera un particular, pero cada vez que tengo algún problema puedo llamarles y me lo solucionan, tener asesoramiento en cosas como saber quién paga que y cuando es algo que vale la pena, además, que en el fondo eso de seguro es por las dos partes, ya que tengo todo por internet y se hace todo rápido, un teléfono donde siempre me contestan y además, consigo no tener ni un solo problema con mi casero, que eso siempre viene bien.

En el fondo, se trata de que las cosas vayan bien y avancen, que no hayan problemas. Llega un punto en que la aventura de vivir por separada es tal, que lo más importante es solamente poder estar algo tranquilo y no tener mil cosas en la cabeza, quizá eso es lo mejor de todo, por eso, para mí, alquiler seguro opiniones es una de las opciones más interesantes que puedo tener, y de las que me motivan más.

Debes pensar que si todo va por internet no hay trampas, todo es más limpio, también es agradable tener una oficina física, por internet muchas veces hay casos raros, estafas, precios que luego cuando vas a ver el piso cambia, o lo peor, miles de timos que no sabes ni cómo te los han podido colar, ante todo esto, que queréis que os diga, prefiero algo mucho más seguro, que en esto del alquiler por cada verdad hay tres mentiras, y tener una empresa puntera detrás de ti vale más la pena de lo que parece, para mí la tranquilidad es oro, al menos, estas son mis opiniones al respecto.

El momento de la mudanza

[

Una mudanza siempre tiene sus dificultades. En mi caso fue algo fácil, por un lado pillé a mi hermano pequeño por banda, con la primera de que yo le ayudaría a él en el futuro y que podía venir cuando quisiera a mi casa a dormir (pobre incrédulo) y por otro, un par de colegas que a cambio de un almuerzo y un par de birras me ayudarían, lo mejor, que uno de ellos tenía una furgoneta del curro, que la utilizamos para llevar cajas y cajas. Por supuesto, mi padre también ayudó bastante, junto con mi madre, a tener todo en su sitio y poder hacer los cambios pertinentes sin mayores problemas.

Una visita al Ikea a por cajas de cartón para meter la ropa, y un par más de cajas para recuerdos y cosas chulas mías que quería llevarme y poco más, no creo que se necesitara mucho más aparte de todo esto. A partir de aquí, solo necesité organizar mínimamente todo. He de admitir que al principio empiezas con ilusión poniendo con rotulador en la cajas lo típico que es cada cosa, luego ya todo va a saco y sin miramientos, que total, luego hasta que no lo necesite expresamente tampoco lo pienso sacar de la caja. Así y con todo, venga a bajar y bajar trastos, mi madre aprovechó para hacer limpieza, y mi habitación sería ahora parte de mi hermano, ya que como es típico, él estaba en la peque de casa y yo en la grande, ahora tendrá más espacio para sus cosas, aunque la lucha con mi padre, que quiere montar un despacho ya veremos como la acaban solucionando.

Una vez en el piso pues nada, subir y bajar las cosas, mi adre organizando y limpiando, como no, y al cabo de unas horas por fin se van todos, mis padres regatean para irse, debe ser durillo para ellos, y por fin, solo en mi propio piso. He de admitir que se me hace algo complejo eso de estar solo, el silencio, y ponerse nervioso a cada ruido que escucho, pero bueno, en un par de días ya ni te das cuenta de eso.

Empieza el cambio

cambio-personal

Llega un momento en la vida de toda persona que debe empezar a tomar decisiones importantes con las que afrontar la vida de adulto. A mí me llegó el momento de independizarme y empezar a vivir por mi cuenta hace ya un poco. Las dificultades y los medios eran diversos, primero porque yo era soltero, y eso siempre puede parecer algo bueno, pero cuando estamos en la perspectiva de encontrar un piso donde vivir, es algo más complejo. Me faltaba tiempo para ir buscando y viendo viviendas, la oferta tampoco era demasiado amplia, y con el trabajo, los amigos y el deporte en general no me quedaba demasiado tiempo para encontrar aquel piso ideal que yo quería.

Además, aunque mis padres me ayudaron en todo aquello que pudieron, siempre estaba volando por encima de mí el tema del dinero, que hacía que la situación se volviera algo tensa a veces, más que tensa aquellas dudas que planean sobre si serás capaz de hacer frente a todos los gastos y atenciones que se merece una vivienda propia. Al final, es evidente que todo salió bien, yo a veces pienso que más por suerte que por simplemente empeño por mi parte, pero por supuesto, las cosas a veces tienen un cáliz y una forma diferente de ver que hacen que cada uno lo viva de otra manera.

Emocionalmente conocía de casos de personas que se estresaban mucho con esta especie de cambios, yo lo viví más bien como toda una aventura divertida que me ayudaría a mejorar y conseguir mejores cosas en el futuro. Así que nada, espero que este blog pueda ayudar a todos aquellos que tengan dudas sobre los pasos a seguir, y que en el fondo puedan vivir también una aventura propia, que no les haga miedo, más bien ilusión, porque en el fondo es toda una aventura que hay que vivir.